18 VIVIENDAS Y LOCALES
Calle Federico García Lorca - Murcia

2002
Naif e ingenua Interpretación de Montesquinza

El edificio de dieciséis viviendas y dos áticos está situado en una zona de nueva generación urbana de la ciudad de Murcia. La planta que es rectangular, con tres fachadas y una medianera, reclama el estudio y el énfasis de las esquinas pues éstas están orientadas a calles principales. En cambio, la fachada mayor está orientada a una calle peatonal de poco ancho, en comparación con las calles laterales.

La planta del edificio se plantea con una disposición simétrica dos a dos, con eje de simetría conteniendo el núcleo de comunicación vertical, a saber, escalera protegida y ascensor. Las viviendas que solicitó el promotor son de dos dormitorios con cocina independiente y lavadero. Tal situación genera un tipo de vivienda que sólo puede ordenarse más que generarse ex novo. Entendíamos que las plantas deberían potenciar de manera insistente el balcón de esquina, como punto de atracción visual desde la calle. Para tal efecto, se tomó como punto de referencia la esquina más apasionante de las últimas décadas que, a nuestro parecer, fue desarrollada, en el edificio de viviendas situado en la Calle Montesquinza de Madrid, por D. Javier Carvajal; a la sazón, maestro y amigo nuestro para siempre. En este caso el discípulo no es más que el maestro.

La justificación funcional de la forma de la esquina, descaradamente escultural, está en su orientación a poniente. La promotora nos permitió el uso de brise-soleil en cada planta, la disminución en el tamaño de los huecos y el sobrecosto añadido del remate de los balcones, los cuales evitan el acoso solar del poniente y remarca esculturalmente la esquina del edificio.

Para los lavaderos, investigamos mucho en su terminación con objeto de no permitir vistas indecorosas de una parte, y de otra que el material de fachada reflejara que la estancia que cierra es distinta a las del resto de las viviendas. Por ello, se evitó el uso de ventanas corrientes y sistemas de las lamas que permiten vistas, y se optó por lamas de aluminio gris, unas fijas (lama pequeña) y otras orientables (lama grande).

La estructura es reticular, y sensiblemente reticular es la disposición de pilares: al que modula Dios le ayuda. Los materiales de fachada son los normales para viviendas, a saber: ladrillo caravista acorchado, monocapa y barandillas en acero, terminadas en oxirón gris. Diseñamos la puerta de entrada y la de garaje en clara referencia neoplástica, evitando el uso masivo y corriente de puertas en acero inoxidable para zaguanes. Cambiamos calidad de materiales por diseño.

'; } } if ($alinear=='der') echo '
'; ?>
'; echo $textoEnFotos; echo '
'; } $imgp = $dirImagenes.$nombreImagenes.$contI; $prop = getimagesize($imgp.".jpg"); echo ''; } ?>
'; } ?>